Diferencia entre obesidad y sobrepeso

¿Cómo se diferencian la obesidad y el sobrepeso?

Cuando hablamos de obesidad y sobrepeso, a menudo los términos se utilizan indistintamente. Sin embargo, existe una diferencia importante entre ambos conceptos.

¿Qué es el sobrepeso?

El sobrepeso se refiere a tener un peso corporal mayor al que se considera saludable para nuestra edad, estatura y sexo. Se calcula a través del índice de masa corporal (IMC), que se obtiene dividiendo el peso en kilogramos entre la altura en metros al cuadrado. Un IMC de 25 a 29,9 se considera como sobrepeso.

¿Y la obesidad?

La obesidad, por otro lado, es una condición médica que se presenta cuando hay una acumulación excesiva de grasa corporal. Se considera obeso a una persona que tiene un IMC mayor a 30.

¿Por qué es importante entender la diferencia?

Es importante entender esta diferencia ya que la obesidad supone un mayor riesgo para la salud en comparación con el sobrepeso. La obesidad aumenta la probabilidad de desarrollar múltiples problemas de salud, incluyendo diabetes, enfermedades del corazón, hipertensión arterial, enfermedades del hígado y algunos tipos de cáncer. Por lo tanto, es importante abordar la obesidad de manera más agresiva que el sobrepeso.

Contenido exclusivo - Clic Aquí  Descubre las principales diferencias entre glucosa y fructosa: ¿cuál es más saludable?

¿Cómo prevenir la obesidad y el sobrepeso?

La prevención del sobrepeso y la obesidad es fundamental para mantener una buena salud y prevenir enfermedades crónicas. Algunas formas de prevenir la obesidad y el sobrepeso incluyen:

  • Seguir una dieta equilibrada y saludable, rica en frutas, verduras y alimentos bajos en grasas y azúcares.
  • Realizar actividad física regularmente, al menos 30 minutos al día.
  • Evitar el consumo excesivo de alcohol.
  • Mantener un peso corporal saludable.

En resumen, mientras que el sobrepeso se refiere a tener un peso corporal mayor al que se considera saludable para nuestra edad, estatura y sexo; la obesidad es una condición médica más severa y peligrosa que implica una acumulación excesiva de grasa corporal. La prevención de ambas condiciones debe formar parte de un estilo de vida saludable que incluya una dieta equilibrada, actividad física regular y evitar el consumo excesivo de alcohol.

También puede interesarte este contenido relacionado: